La novedad está en hacerse la MANICURA en centro de belleza eco: utilizan esmaltes naturales y huyen de formaldehídos. Recién llegada de NUEVA YORK.